Soleil – Crusader Of Centy para MegaDrive

En Videojuegos por

Hace ya tiempo que no hablaba sobre algún juego clásico de nuestras viejas videoconsolas y en esta ocasión es el turno de videojuego Soleil – Crusader Of Centy para MegaDrive. Estamos ante uno de los títulos más conocidos que recibió nuestra querida MegaDrive y que es difícil encasillarlo dentro de un género pero podríamos decir que se trata de un Action-RPG.

Soleil Crusader Of Centy para MegaDrive

Historia de Soleil – Crusader Of Centy para MegaDrive

Soleil apareció en el mercado en el año 1994 y para todo el mundo, tanto en Europa como en USA o Asia. En Japón recibió el nombre de Ragnacënty y la empresa encargada de la creación de Soleil fue Nextech.

La historia comienza mostrándonos al protagonista, un joven de 14 años en su fiesta de cumpleaños el cual recibirá como regalo la espada que era de su difunto padre y con la cual defendió al reino. A partir de aquí empezarán tus aventuras hasta el final del juego. Podemos observar que se toma como protagonista a un adolescente, algo muy habitual en los RPG de la época.

Que empiece la aventura con Soleil

En cuanto nos pongamos al mando y juguemos un rato ya nos damos cuenta de que el juego se presta al “optimismo” o “buen rollo” y veremos en ciertos momentos algunas escenas tan curiosas como divertidas. Por ejemplo en cierta zona de playa nos encontraremos al erizo Sonic tumbado en la playa tomando el sol y podimos señalar más ejemplos de referencias a otros personajes famosos de cuentos como Caperucita Roja.

Soleil capturas con Sonic

Jugabilidad de Soleil.

El juego a pesar de ser muy adictivo se termina rápido, incluso se puede hacer un poco corto. Los diferentes mapas son bastante lineales y no tendremos que dar muchas vueltas para encontrar el camino correcto.

Cómo no podía ser menos, en Soleil también se hace uso de las mazmorras, en las que tendremos que luchar contra diferentes enemigos como lobos, un pulpo, un camaleón, etc… Los combates como en los RPG de acción son activos y carecen de turnos.

En cuanto a inventario el juego no destaca, ya que sólo disponemos de nuestra espada como medio de ataque. A lo largo del juego, a nuestro personaje se le unirán una serie de animales, cada uno con una habilidad diferente. Algunos de los animales pueden ser la ardilla (permite lanzar la espada a mayor distancia), el leopardo (permite desplazarnos más rápido), el pingüino (congela a los enemigos), etc… Sólo podemos llevar dos animales al mismo tiempo, por lo que parte de la estrategia del juego está en elegir que dos animales nos acompañarán en cada momento de nuestra aventura.

Apartado gráfico.

Sin llegar a ser unos gráficos sorprendentes en este apartado Soleil cumple con nota sobresaliente al mostrarnos unos escenarios con mucho colorido y llenos de vida. Algunos efectos como las olas del mar o las corrientes de lava están muy seguidos para la época.

Algo que cabe destacar son las animaciones del personaje principal que son muy fluidas y variadas ya que prácticamente hace todo a lo largo del juego.

Apartado de sonido.

Soleil nos presenta melodías alegres y optimistas que encajan perfectamente con el espíritu del juego y es sin duda una de las bandas sonoras más destacables para Megadrive. Donde se podría decir que el juego falla es en los efectos de sonido que en muchas ocasiones se hacen repetitivos o no están muy logrados.

Resumen final.

Es un juego al que hay que jugar si eres un amante de los RPG. No encontrarás un juego con interminables mazmorras o escenarios y una historia larguísima sino más bien juego breve pero como todos sabemos, “lo bueno si es breve…”

Algunos son los que encuentran a Soleil como un juego muy similar a Zelda, pero en mi opinión tiene bastantes elementos elementos diferenciadores que lo convierten en un título único e innovador de la época de los 90.

El juego está disponible en castellano por lo que no hay ningún problema para seguir la historia y la ROM se puede conseguir fácilmente para jugar con algún emulador de MegaDrive.

Este artículo no tiene comentarios, se el primero en dejar uno.

Deja un comentario: