Cómo reproducir videos sin instalar codecs en Windows o Linux

En Tutoriales y Guías por

Parece que los nuevos estándares de archivos multimedia se lanzan con bastante frecuencia y es muy habitual encontrarnos con un video o una canción que no se reproduce en nuestro equipo. La solución a este problema es simple y a continuación mostramos cómo reproducir videos sin instalar codecs en Windows o Linux.

Cómo reproducir videos sin instalar codecs en Windows o Linux

La mayoría de usuarios conocen el reproductor multimedia incluido por defecto en su sistema operativo, por ejemplo el Media Player en el caso de Windows. Estos reproductores incluidos por defecto tienen sus ventajas e inconvenientes y suelen apoyarse en los codecs para poder reproducir ciertos formatos de video o audio.

¿Qué son los codecs?

Los codecs a nivel de informática domestica podríamos definirlos como unos programas o librerías capaces de decodificar un formato específico de datos. Su uso está muy extendido en el ámbito multimedia para visualizar diferentes formatos de vídeo, imagen o audio.

Existen multitud de codecs y muchos de ellos disponen de paquetes específicos para cada sistema operativo. Cuando instalamos estos codecs, se suelen instalar de forma que otros reproductores o programas puedan acceder a ellos y usarlos.

La instalación de codecs suele ser un proceso sencillo, pero a veces es tedioso o puede terminar dándonos problemas, por ello os planteamos este tutorial.

Cómo reproducir videos sin instalar codecs en Windows o Linux.

La forma más sencilla de prescindir de los codecs es emplear el reproductor multimedia VLC. Este reproductor tiene a sus espaldas años de desarrollo y evolución que lo han convertido en uno de los reproductores multimedia más versátiles.

Entre sus ventajas destaca que es un proyecto de código abierto y gratuito, además de multiplataforma. VLC pertenece al proyecto VideoLAN, una organización sin ánimo de lucro.

Este reproductor soporta una gran cantidad de formatos multimedia, además de las últimas tecnologías como la aceleración por hardware. VLC no necesita codecs instalados en el sistema operativo, porque el propio programa incluye sus propios codecs para decodificar correctamente muchísimos formatos de audio y video.

Cómo instalar VLC en Windows o Linux.

La instalación en Windows de VLC es tan sencilla como descargar el instalador de su página oficial y seguir las instrucciones en pantalla. También está la opción de descargar la versión portable (se identifica como “7zip package” o “Zip package”) que no requiere instalación.

Descargar VLC para windows portable

En Linux, el paquete VLC suele estar en la gran mayoría de repositorios de las diferentes distribuciones y en Ubuntu podríamos instalarlo con el comando sudo apt-get install vlc.

Este artículo no tiene comentarios, se el primero en dejar uno.

Deja un comentario: